domingo, 19 de abril de 2015

"Una tela blanca que se raja" -fragmentos de "Hombre en azul" de Óscar Curieses


 
 
 


Lo obsceno es la desnudez. Una forma de belleza: otra.

*

El color como método inconsciente.

*

No tengo nada que decir: todo está en los cuadros.

*

No soy yo quien debe dialogar con los espectadores, sino mis cuadros. Yo soy solo un residuo de ellos, algo de lo que se puede prescindir.

*

Todo el desgarro de mi obra, aunque  no lo haya reconocido abiertamente, parte de un amor trágico e intenta regresar a él.  Pero el retorno a ese amor jamás se alcanza, ni siquiera parcialmente como sucede en los griegos o en Shakespeare. De ahí toda mi violencia.

*

(Dyer). No se puede llenar el vacío, solo atravesarlo.
 

 
 
*

Sin límite no hay posibilidad.

*

Ser ciego al pintar, justo ahí la pintura se empieza a ver.

*

No me interesa el silencio en la pintura, sino la soledad.

Es erróneo concebirlos como sinónimos. La soledad habla continuamente, incluso grita.

*

Todo autorretrato es otro.

*

No intento decir nada en mis cuadros, dejo que sean ellos quienes digan o callen, pero en su propio lenguaje.

Los distintos niveles de la misma cicatriz, la expresión de la superficie.

*

Iluminar la oscuridad, no para apagarla, sino para mostrarla.

*

Dar forma a lo ilimitado.

*

Hay que volver a preguntar: ¿Qué es un desnudo?

*

Nadie puede pintar por nosotros, ahí reside nuestra soledad.

 

 
*
Sólo demasiado es suficiente.

*

Yo: una cicatriz del tamaño de mi estatura.

*

Siempre proyectamos nuestras carencias.

El cuadro también.

*

Explicar un cuadro siempre es sinónimo de fracaso o de asesinato.

*

Mi pintura no es un diario de mi vida, es más adecuado a la inversa: mi vida es el diario de mi pintura.

*

Sólo yendo demasiado lejos conseguirás llegar donde te propones.

*

Todo autorretrato es también una máscara.  

*

Camino en esa dirección y me adentro en la oscuridad. En ese instante, escucho el ruido de una tela blanca que se raja.
 
 
Óscar Curieses, de Hombre en azul
 
 
* Pinturas de Francis Bacon
 
 
 
 

2 comentarios:

Carmen Troncoso dijo...

Me encanta tu pintura y tus escritos también, un abrazo desde Chile!

Arturo Borra dijo...

gracias Carmen... eso sí, las pinturas no son mías sino de Francis Bacon y los fragmentos pertenecen a Óscar Curieses.

Otro abrazo,

Arturo